Durante los pasados días 25 y 26 de enero se mantuvo en Córdoba la Reunión Anual del Grupo de Endourología laparoscópica y Cirugía robótica en la que se reunió el Grupo de laparoscopia y nuevas tecnologías.

En dicha reunión se presentaron todas las novedades en este campo, entre las que cabe destacar, por el interés despertado, la acuadisección o Aquabeam para el tratamiento de la Hiperplasia Benigna de Próstata.

El Dr. Romero fue invitado como experto en cirugía prostática y más en concreto en HBP, a presentar este tratamiento en España.

El Dr. Romero define el Aquabeam como el intento de robotización de la cirugía para Hiperplasia Benigna de Próstata, mediante el uso de un chorro de muy alta presión de agua con el que se destruye el adenoma prostático.

Parece presentar algunas ventajas como son: la disminución de efectos secundarios gracias al uso del agua y la sistematización que garantiza el ser un proceso robótico. Al hacer una valoración inicial la realidad es que es un tratamiento incipiente al que le falta desarrollo para demostrar tales ventajas.

Debemos que si bien pretende ser un procedimiento robotizado, la localización de la próstata y la programación quirúrgica de la parte de adenoma que debe ser destruida depende de un cirujano, que es quien programa la intervención, con lo cual la robotización del sistema queda en entredicho, dado que vuelve a ser cirujano-dependiente.

En segundo lugar, la fuente de energía de chorro de agua a alta presión, que podría parecer menos lesiva, no ha demostrado dicha característica, más bien al contrario, parece que puede producir importantes daños en otros tejidos.

Finalmente, el Dr. Romero señala que el mayor problema, a su juicio, es que se vuelve a tratar el adenoma de la uretra hacia la cápsula, con lo cual puede dejarse adenoma remanente, provocando que a medio o largo plazo los resultados funcionales sean subóptimos, como ha ocurrido con otras técnicas que parecían prometedoras en su inicio, como por ejemplo la vaporización con el Láser verde y otras terapias.

En conclusión, estamos expectantes e ilusionados con estas nuevas tecnologías, el Dr. Romero es uno de los pocos cirujanos en España acreditado para el uso de esta tecnología por lo que está comenzando con su aplicación, pero siempre pendientes de los resultados y de la medicina basada en la evidencia de cara a ofrecérselas a nuestros pacientes.